Danza | Teli Ortiz: “Una obra es realmente poner en juego y en valor todo lo aprendido”

Entrevista a Teli Ortiz
Por Meli Watanabe · Fotografías: Mariana Cirulli
Publicada en: Giró Cartelera · 17/11/2015

funcion1

El Grupo Pleimovil presentó su última creación: Los Topos la flamante ópera prima ideada y dirigida por Teli Ortiz.

Adentrarse en Apacheta Teatro un domingo a las 20.30hs es ingresar a un universo profundo e íntimo, un viaje hacia el misterioso y oscuro lugar de la psique donde toman forma nuestros recuerdos. Ese insondable mundo de la infancia en que nos constituimos siempre en relación a otro: un hermano, un amigo, los padres.

Con Los Topos, nos preguntamos si es posible la rememoración o si acaso nos tendremos que conformar con rescatar instantes siempre (ya) pasados. Y tal vez tengamos que formular unas preguntas aún más fundamentales ¿es posible recordar o nuestros mayores esfuerzos por revivir lo pasado quedan arrojados en la nada? ¿recordar no es también actualizar el pasado en el presente, siendo un acto creación y por ello mismo de recreación de lo pasado?

Y ¿qué es lo que posibilita que nos reconozcamos en ese pasado enterrado, cuando ya nada perdura? Si escarbamos un poco bajo la tierra, solo podemos buscar lo que se ha extraviado tanto como recordar lo olvidado. Por eso esos vacíos espacio-temporales que perduran ocupando un espacio en nuestra memoria, esos huecos en los que memoria e identidad forman un entramado indisociable con esos otros que habitaron nuestros días. ¿Quién podría distinguir cuánto del otro hay en sí mismo?

Los intérpretes: Julia De La Torre, Lucrecia Pierpaoli, Laura Stivelman y Cristian Vega, bajo la piel de topos despliegan un minucioso trabajo corporal, un movimiento detallista y cuidado pero de una gran entrega física, realizando una apuesta ambiciosa y superadora. El Grupo Pleimovil bajo la dirección de Teli Ortiz, da cuenta de un gran trabajo de investigación, ciertamente análogo al gran trabajo de los topos en la excavación. Y en contraste a la negrura subterránea, ellos dejan al descubierto su propio brillo. Ellos nos trasladarán a esos juegos de la infancia, a esas peleas y desafíos entre hermanos. Ellos serán los artífices de historias, de complicidades, de diapositivas capturadas e irrepetibles de la cotidianidad familiar.

La escenografía e iluminación, como la música y el vestuario, logran extender ese cosmos subjetivo de construcción y deconstrucción de recuerdos. En el caso de la escenografía diseñada por Mariana Cirulli, encontramos sillas que ellas mismas se duplican, visibilizando los vacíos que ellos nos revelan –que podrían bien ser los padres de la familia, o los olvidos-. Otro tanto sucede con la arena en escena, que podría aludir a ese frágil límite entre los espacios creados solos o con otros, esos instantes efímeros que paradójicamente se eternizan en la infancia. La iluminación diseñada por Agnese Lozupone, sugiere las múltiples proyecciones subjetivas en torno a la infancia que nos interpelan, señalando esa singularidad, ese extraño lugar donde conformamos nuestra identidad, donde comienza a gestarse nuestra visión del mundo interno y externo. Acaso recordar no sea otra cosa más que proyectar una imagen, re-encontrarnos allí, reconocer las deformaciones de eso que se nos refleja, asumir que realmente solo podemos crear y recrear esas historias, darles nuevos cursos, nuevos rumbos cada vez. La iluminación contiene en estado de latencia la alegoría de la Caverna de Platón, en la línea de los grados de la posibilidad de conocer los recuerdos –y conocernos a nosotros mismos-.

funcion2En una charla con Teli Ortiz, ella nos cuenta de su primera experiencia como directora.

¿Qué significó dejar de ser intérprete para empezar a dirigir?

Pasar a ser directora fue todo un cambio y me costó bastante, porque siempre fui intérprete. De hecho fue casi obligado, porque era la culminación de la carrera, si bien pude haber elegido ser intérprete y estar dirigiendo, decidí ponerme en este lugar porque quería ver qué me pasaba en este rol. Y fue un proceso largo y por momentos muy difícil, pero mirando el resultado al que creo se llegó, siento que fue de mucho aprendizaje y que valió la pena enfrentarme con qué quiero y cómo lo quiero hacer. Al ser la culminación de mi carrera, de alguna manera siento que comienzo a recorrer un camino diferente.

¿Lo hubieras hecho de no ser necesaria la tesis?

La tesina pudo haber sido desde un trabajo escrito, un solo dirigido por alguien de afuera, hasta muchas posibilidades. Creo que elegí hacer una obra y dirigirla desde afuera porque es lo que me gusta, porque buscaba generar una ficción. Porque una vez que decidís hacer una obra, dentro de esa opción te encontrás con muchas posibilidades. Creo que la carrera y la UNA tuvo mucho que ver en este sentido, como decía Caterina Mora (en el “Ocaso de la causa”, que fue su tesina): la carrera terminó teniendo sentido a partir de ese trabajo final. Y creo que un poco es así: ponerte al hombro una obra es realmente poner en juego y en valor todo lo aprendido. Es ese otro momento en el que realmente descubrís qué sabés. Una de las cosas que más rescato es poder llegar al final del proceso “a pesar de” un montón de obstáculos que se presentan: el miedo, la inseguridad, los conflictos que aparecen siempre en un proceso creativo, etc. Eso es lo más valioso, seguir a pesar de todo, y poder llegar a algo.

¿Cómo seleccionaste a los intérpretes?

Un poco fue por sentir familiares a los chicos del Grupo Pleimovil. Hace muchos años que los conozco y les tengo mucho cariño. Y cuando se trata de una tesina, los que están y que te rodean son los que te apoyan. Y el proceso inicial fue de mucha prueba y muy extenso, nosé si alguien que no me conoce y que no me tenga afecto hubiera aceptado poner el cuerpo así. Para los intérpretes fue un proceso larguísimo, fue un año y medio, ellos ya estaban cansados y querían estrenar. La verdad que para mí es impagable que ellos se bancaran este proceso creativo particularmente extenso. Creo que los elegí a ellos por la confianza.

Haciendo una retrospectiva de las obras realizadas por el Grupo Pleimovil, ¿adónde ubicás la obra? ¿Fue planteada como una ruptura?

La verdad que es una pregunta para mí también. El grupo fue atravesando por diferentes momentos, porque es muy difícil sostener un grupo por tanto tiempo. Nosotros arrancamos como grupo en el 2008 aproximadamente. Al principio todo era de creación colectiva, después Ollantay Rojas dirigió “Ombúpolis” y fue muy bien. Con “Doméstica” también, comenzó siendo de creación colectiva y al final terminó siendo guiada por la mirada externa de dos de los chicos del grupo. Mi propuesta fue dejar de lado la creación colectiva entendida como que “todos decidimos todo” porque tenía la necesidad de dejar una impronta un poco más clara. Por supuesto que a veces cuesta, porque se juega algo de la pertenencia, del querer todos participar de la decisión. Pero, después de esas experiencias, ahora creo que si hay alguien que puede mirar sin estar tan apegado al hacer, teniendo una idea más externa, una visión más abarcativa, me parece mucho más productivo, al menos para este grupo. Supongo que cada grupo es diferente.

¿Cómo te ves de aquí en adelante en cuanto a la dirección?

Ahora todavía no pude pensar en eso. Todavía tengo que bajar y que se me pase todo esto del estreno. En un momento del proceso dije “nunca más dirijo”, ahora pienso que “quizás después” pueda volver a hacer otra cosa. Obviamente que es de muchísimo aprendizaje, de una toma de posición frente a las cosas y frente a todo –desde lo más banal hasta posiciones estéticas-. Siempre se sigue aprendiendo.

“¿Existe una acción sin un fin, sin un motivo, sin un objeto al cual dirigirse? ¿Y qué son los fines, los motivos, los objetos sino representaciones de algo del pasado, ya constituido, no nuevo, sino los componentes en los cuales se resuelve toda ocasión, los elementos cada uno de los cuales es un fragmento del pasado?”
Giorgio Colli, “Escritos Sobre Nietzsche”

Intercambiemos

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s